El Día Internacional de la Mujer surgió a finales del siglo XX a raíz de los movimientos obreros acontecidos en América del Norte, en especial Estados Unidos, y Europa. Desde entonces, este día ha adquirido una dimensión global para todos los países.

Fue en el año 1975 cuando la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) declaró el 8 de marzo como Día Internacional de la Mujer y se instauró para poner sobre la mesa y dar visibilidad una reivindicación por la igualdad de género, una asignatura pendiente en la mayor parte del mundo.

Para entender por qué se escogió este día y qué fue lo que sucedió para que un grupo de mujeres decidieran empezar lo que hoy es una lucha a nivel mundial, hay que viajar en el tiempo hasta el 25 de marzo de 1911, cuando unas 149 personas, la mayoría mujeres murieron en el incendio de la fábrica Triangle Shirtwaist de Nueva York. El terrible suceso puso en evidencia las penosas condiciones en las que trabajaban las mujeres, muchas de ellas inmigrantes y pobres.

No fue el primero. Hubo otro incendio en circunstancias similares tres años antes, pero fue el que ocurrió en 1911 el que suscitó grandes movilizaciones y marcó en el calendario un día que ya se había empezado a conmemorar dos años antes, también en Nueva York, donde las Mujeres Socialistas –tras una declaración del partido en Estados Unidos- conmemoraron por primera vez el Día Nacional de la Mujer. El 28 de febrero de 1909 más de 15.000 mujeres salieron a la calle para reivindicar mejores salarios, reducción de la jornada laboral y el derecho al voto.

En Europa, por ejemplo, fue en 1910 cuando durante la segunda Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas, celebrada en Copenhague con la asistencia de más de 100 mujeres procedentes de 17 países, se decidió proclamar el Día Internacional de la Mujer Trabajadora. Detrás de esta iniciativa estaban defensoras de los derechos de las mujeres como Clara Zetkin o Rosa Luxemburgo y aunque no fijaron una fecha concreta, sí escogieron el mes de marzo. Como consecuencia de esa cumbre de Copenhague, el mes de marzo de 1911 se celebró por primera vez el Día de la Mujer en Alemania, Austria, Dinamarca y Suiza.

Y aunque más sucesos ocurrieron a finales de febrero o principios de marzo en distintas partes del mundo, se escogió el 8 de marzo porque en el marco de los movimientos en pro de la paz durante la Primera Guerra Mundial, el 8 de marzo de 1917 las trabajadoras textiles de Petrogrado (San Petesburgo) organizaron una huelga obrera que se sumó al movimiento popular que acabó con la monarquía en Rusia.

El Día de la Mujer fue institucionalizado por la ONU en 1975 para conmemorar la lucha de las mujeres trabajadoras y se celebra oficialmente desde 1994 en EE UU.