El incendio se inicia desde La Pinalosa en Arteaga, Coahuila y se expande hasta la Sierra de Santiago, actualmente se expande por 15 kilómetros de distancia en Nuevo León esto es entre 1,200 a 1,400 hectáreas.  En Coahuila oficialmente se declaro emergencia y alrededor de 3 comunidades y 70 familias fueron desalojadas.

Se estima que el siniestro se pueda controlar en un periodo de 3 a 4 semanas, sin embargo, este dato puede cambiar de un momento a otro con los cambios meteorológicos.

Protección civil de todos los municipios se está sumando al control del incendio, hasta el momento todo el personal es insuficiente para la magnitud.

La calidad del aire en Nuevo León cada vez se ve más comprometida con este gran incendio, junto con la contaminación actual en el área metropolitana es preferible no realizar actividades al aire libre.